Alexandra A. Udinov.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Alexandra A. Udinov.

Mensaje por Alexandra Udinov el Mar Ago 09, 2011 4:37 am


DATOS BÁSICOS.
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
NOMBRE COMPLETO:
{dos nombres y el apellido}Alexandra amelié Udinov.

APODOS:
Ale, peque.

EDAD:
16

HABILIDAD O TIPO DE MAGO:
Normal (?)

TIPO DE SANGRE:
Sangre Pura.

ORIENTACIÓN SEXUAL:
Heterosexual.

NACIONALIDAD:
Rusa (San Petersburgo, Rusia).

CASA:
Durmstrang.

OCUPACIÓN/CLUB:
Estudiante, golpeadora de quidditch.

DATOS DESCRIPTIVOS.

DESCRIPCIÓN FÍSICA:
Ojos: Sus ojos son de un color pardo claro, nunca podrás saber con certeza qué es lo que expresan a menos que la conozcas demasiado bien, por lo general solían tener un brillo alegre que no desaparecía - por mucho que su rostro demostrara lo enojada que se sentía - sin embargo, después del accidente, ese brillo desapareció sin dejar el más mínimo rastro provocando que ahora siempre los vieras sombríos, como si una nube se hubiese puesto sobre ellos y , por más que el viento soplara, no se quisiera alejar.
Cabello: Castaño oscuro, Cuando era pequeña se podría decir que poseía un color castaño claro, pero con el tiempo – sin saber por qué – se le fue oscureciendo provocando que ahora se viera casi negro. Toda su vida lo ha usado largo y no piensa cortárselo a menos que sea demasiado incómodo, sin embargo – en caso de cortárselo - nunca sería hasta los hombros, no le gusta el cabello corto, siempre tiene que ser por debajo de sus hombros cubriendo gran parte de su espalda.
Contextura: Normal, nada despampanante, delgada, pero no al borde de la anorexia, tiene una cintura bastante marcada – según Stefan sus curvas están tan marcadas como la silueta de una guitarra - que es el delirio de cualquier hombre, sus piernas son largas, demasiado largas, de hecho, mide un metro setenta y cinco, lo que la deja en una mujer que posee una estatura digna, si la comparamos con las mujeres del mundo muggle, de una jugadora de basketball.
Spoiler:
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


DESCRIPCIÓN PSICOLÓGICA:

Alexandra solía ser una chica bastante animosa, bromista, alegre, peleadora, mala perdedora, le encantaban los retos, le gustaba que la hicieran reír, adoraba mofarse del resto junto a sus amigos, en definitiva era una chica normal con una vida normal y estado anímico normal, pero todo eso cambio el día del accidente, después de la tarde en la que perdió a su novio.

- Amor, tengo hambre.
- ¿Qué quieres comer?
- Nosotros también queremos.
- Okey.


Absolutamente condescendiente con su novio y amigos Ella jamás pronunciaba la palabra no cuando se trataba de sus seres queridos, siempre estaba disponible o se ofrecía voluntariamente para hacer algo que a los demás no les gustaba hacer. No era porque para ella fuera necesario encajar, sino que desde que nació su hermanita pequeña ha sido una típica adolescente que le gusta ayudar al resto por amabilidad, así como le ayuda a su madre a cuidar a su hermana cuando está en casa. SIN EMBARGO ahora la muchacha ya no tiene ánimo de nada, ya no dice que sí a todo ni tampoco anda preocupada de las necesidades de los demás, apenas puede mantener en pie sin querer acabar con su vida, por lo que tiene muchas otras cosas de las que preocuparse como para además tener que velar por los demás.

- ¡Genial la otra semana tenemos fiesta!
- ¡Ah! ¿Qué me pondré?


Vanidosa, fiestera, elegante, no le gusta para nada no estar a la altura. Nunca le gustó que Cristián la mirara sin un brillo especial en sus ojos, le gustaba estar hermosa para él y por sobre todo le gustaba sentirse hermosa, era vanidosa, pero en el buen sentido de la palabra, simplemente no le gustaba andar toda destartalada por la vida, para empezar porque su situación económica le permitía tener buena ropa y segundo porque tenía una reputación que cuidar. SIN EMBARGO la pequeña ahora apenas ve lo que se pone, se baña porque se lo recuerdan y se peina porque si hay algo que aún adora es su pelo, sin embargo no le importa como se ve, ¿para qué si el hombre por el que se arreglaba ya no está vivo?

- Por la mierda *Nikolai le pega a la pared*
- ¿Ey qué paso?
- Nada... *le esquiva la mirada*
- Anda, nik... soy yo, sabes que puedes confiar en mí.

Confiable, protectora, una verdadera psicóloga para sus seres queridos Solía preocuparse por todo y con todos por igual, le gustaba escuchar a su amigos, que se desahgara con ella, dejara correr sus lágrimas o le pidieran algún consejo, cualquier cosa en la que pudiera ayudar, se sentía realmente bien sabiendo que podía ayudar a alguien sin esperar algo a cambio. SIN EMBARGO ahora ya no tiene fuerzas para pensar o ayudar en los problemas de los demás, lo intenta, sí, para que nadie se de cuenta que, después de un año, sigue sumergida en la más profunda depresión, pero no definitivamente no es la misma de antes.

ANTECEDENTES.

HISTORIA:
Alexandra nació en una hermosa tarde el 25 de Abril del 2006 ese día sus padres fueron los mas felices del mundo, la pequeña se crió en un hogar lleno de paz y amor. Nunca le faltó nada, siempre tubo lo que quiso ya que sus padres provenían de una familia adinerada, sin embargo la pequeña jamás mostró ser una persona egoísta ni una hija de papi volviéndose bastante independiente y autosuficiente, desde pequeña siempre dice gracias cuando debe y sabe pedir perdón cuando sabe que cometió algún error.

Cuando cumplió los cinco años sus padres le comentaron con cautela de que dentro de poco habría una nueva integrante en la familia temiendo que Alexandra se asustara de que ya no fuera la única consentida o los celos crecieran en ella, sin embargo – muy por el contrario de lo que pensaban sus padres - la noticia alegró mucho a la pequeña provocando que siempre tuviera un ojo sobre su madre con el fin de ayudarla en todo lo que necesitara temiendo que le fuera a pasar algo si es que hacía mucha fuerza. Con el paso del tiempo se volvió algo impaciente por la llegada de la nueva inegrante de la familia y cada mes le preguntaba a su madre cuanto faltaba para que naciera su pequeña hermanita, cuando el momento por fin llegó Ale prometió que cuidaría a su hermana y nunca dejaría que algo malo le sucediera.
Con el paso del tiempo fue cumpliendo su promesa, siempre cuido de su hermana menor, Annya, aveces era muy protectora con ella pero siempre trato de darle todo el cariño que pudo para que se sintiera acogida, su madre siempre estuvo orgullosa – en ese aspecto - de ella y nunca mostró afecto inclinándose por una de sus hijas, si no que, por el contrario, siempre regalaba el mismo cariño a ambas.

Alexandra hacia todo lo posible para llamar la atención de su padre, Dimitri, el siempre estaba ocupado con el trabajo y no tenia el tiempo para atenderla, tratando de pasar más tiempo con él le pidió que la ayudara en sus estudios antes de entrar a la escuela, Nick le prometió que la ayudaría en cuanto tuviese tiempo disponible, sin embargo pasó el tiempo y no hubo ningún indicio de que su padre estuviera interesado en ayudarla, algo melancólica por la situación, la pequeña intentó hablar nuevamente con su padre, sin embargo - para arruinar más las cosas - una gran oferta de negocios se le presentó a Nick en el extranjero llevándolo a viajar – NUEVAMENTE - a Inglaterra por el período de un año. Finalmente su padre nunca cumplió la promesa de pasar tiempo con ella y así la pequeña entró a clases a los 11 años a Durmstrang alejándose de su hogar por primera vez, a pesar de estar internada no perdió contacto con su familia siempre recibió carta de su madre y padre demostrándole que, si bien no siempre podía tener una relación estrecha con ambos, éstos la amaban y extrañaban en demasía. Cuando Alexandra llegó a Durmstrang su vida social cambió totalmente conoció mucha agente e hizo muchos amigos en particular una: Caroline Dunst, ella fué, es y seguirá siendo su mejor amiga. Siempre fue amistosa con todos mostrando su ternura y forma de ser espontánea, pero fue sólo a una persona a quien le demostró su cariño de forma diferente, este chico tiene nombre y apellido: Cristián Ozera.

El primer año de escuela fue su mayor archienemigo, lo odiaba y no soportaba estar ningún segundo cerca de él. Trató de ingonarlo cómo pudo, pero para su mala suerte al pequeño castaño no se le ocurrió nada mejor que juntarse con el hermano de su mejor amiga que CURIOSAMETNE era el mejor amigo de la pequeña Alexandra, no llevaban ni dos meses en el colegio y ya tendría que soportarlo de por vida en todas las juntas que hacían con su selecto grupo dentro de la sala común, pues todos estaban en la misca casa. Los meses pasaron y el grupo conformado por: Caro, Stefan, Cristián y Alexandra se agrandó debido a la llegada del pequeño Arthur, el único hijo de muggles del selecto team. Las risas, bromas, travesuras y por sobre todo, rompimiento de las reglas del colegios abundaban en estos cinco chicos, eran la travesura personifica y multiplica por cinco mil, no obstante nuestra pequeña Ale seguía odiando al mujeriego, atrevido y MALDITAMENTE Sexy Cristián Ozera, Así llegó el verano y las vacaciones tocaron a su puerta en donde las cosas, pensamientos y sentimientos cambiaron gracias a Stefan Dunst el mejor amigo que cualquier chica pudiera desear.

Ese verano – y todos los que le siguieron, pues se convirtió en una pequeña tradición – Cristián los invitó a todos a pasar unas semanas en las cabañas que sus padres tenían el mundo muggle, la familia Ozera no era concocida por familiarizarse con gente sin magia, sin embargo le gustaba alejarse de los problemas donde sabían que nadie podría encontrarlos. Esas semanas fueron las mejores que Alexandra pudo haber tenido jamás, conoció toda una nueva faceta de sus amigos, especialmente del pequelo Cristián, aunque por días lo estubo ignorando, hasta que Stefan – LITERALMENTE – la encerró en una pieza después de haberle dado un medio sermón sobre el increíble hombre que era Cristián.
Sin saber qué hacer la muchacha golpeó la puerta con sus puños empleando más fuerza de la necesaria al ver que Stefan no la dejaba salir hasta que escuchó unos pazos detrás de ella, al voltearse se encontró con el odioso castaño que sujetaba entre sus manos un delicado ramo de rozas rojas recién cortadas de los jardines... y así es como la historia de amor comenzó.

Esa tarde fue la primera vez que conversó con el que sería su novio sin ningún tipo de barreras, siendo ambos de forma natura, era increíble que estuvieran ambos en una habitación y en vez de gritos se escucharan risas. Pasó ese verano y Alexandra se fue con la sensación de que Cristián ya no era cualquier chico para ella, a pesar de que no se dijeran ninguna palabra de amor o sus labios no se hubiera rozado era como si ambos supieran que se debían fidelidad hasta que uno de los dos se decidieran a exteriorizar sus sentiemientos aunque pasaron años antes de que alguno se atreviera, Así Cristian se transformó ensu segundo mejor amigo, pero los sentimientos de alexandra ivan aumentando, su corazon parecia un bomba cada ves que estaba junto a él y cuando la abrazaba sus piernas se volvian verdadera gelatina, trató de renegarlos por todos los medios, sin embargo Stefan era demasiado astuto como para que se le pasaran por alto y de seguro Caro se hubiese dado cuenta si es que ella no estuviera en la misma situación con Arthur, la rubia apenas tenía espacio en su mente para tratar de procesar lo que el hijo de muggles le provocaba como para estar fijándose en los sentimientos de Alexandra.
A los 14 años, durante las vacaciones de verano, en el mismo cuarto en el que habían conversado por primera vez, en las cabañas, la pequeña Rusa tubo su primer beso con la persona que más deseaba, Cristian, desde ese dia mantuvieron una relacion amorosa, se volvieron más pegotes de lo que ya eran, no podian estar ni siquiera un segundo separados, era desesperante verlos siempre juntos, nunca dejaron de lado a sus amigos, de hecho era todo igual, sólo que ahora sus labios se despegaban sólo cuando tenían que hablar, generalmente Stefan decía “Consigánse una habitación” mientras que Caro se sonrojaba y Arthur la miraba como diciéndo “y cuando nos tocará a nosotros”, el único problema para el pequeño Arthur era que Caro era demasiado tímida como para dar el primer paso y él demasiado miedoso como para arriesgarse a ser rechazado, así que nuca quedaron en nada.

Pasó el tiempo, el amor crecía, las mariposas abundaban, la primavera era una estación permanente en la vida de estos pequeños hasta que el siguiente verano llegó, el catorce de octubre del 2021 la vida de los cinco cambió del cielo a la Tierra. Un auto sin frenos, un estúpido – seguramente ebrio – viniendo a toda velocidad por la parte de la carretera que no le correspondía y el destino que provocó que estas dos realidades se juntaran llegó a sus vidas teniendo como resultado dos muertes y tres heridos. Alexandra aún puede recordar cómo Cristián la ayudó a Salir del vehículo entre lágrimas al percatarse de que Arthur estaba muerto al volante mientras que Stefan salía a duras a penas a buscar a Caroline que estaba inconsciente en mitad de la carretera. La morena apenas salió del vehículo se acercó a la ventana para poder ayudar a su amado, sin embargo, aumentando sus lágrimas, se percató de que el pequeño estaba atrapado entre el cinturón de seguridad, desesperada intentó ayudarlo a zafarse gritándole a Stefan que la ayudara, sin embargo antes de que pudiera hacer otro movimiento o su mejor amigo acudiera en su ayuda el auto del chofer imprudente explotó provocando que la pequeña se asustara y soltara la mano de su novio arrancando en dirección contraria, un ligero gritó escapó de sus labios ante tal acto y antes de que pudiera volver a ayudar a Ozera el auto del papá de Arthur también estalló con Cristián en su interior. Un fuerte, largo y desgarrador “No” salió de la boca de la pequeña mientras caía al suelo culpándose por la muerte de su amado. Las llamas se hacían cada vez más grandes, las lágrimas caían cada vez a mayor velocidad y las ganas de tirarse al fuego y morir junto a Cristián comenzaron a inundarla, sin embargo una fuerte mano y una mirada de comprensión por parte de Stefan la detuvieron.

Después de aquel día Alexandra no fue capaz de volver al colegio, no conocía lo que era sonreír, hablar, comer, cantar, ni siquiera su guitarra era importante ya... nada tenía sentido sin su amado. Sus padres preocupados la llevaron a un psiquiatra al cual a penas lo saludaba, pasaba horas y horas sentada frente a él sin decir una misera palabra, no podía. A medida pasaban los días la culpabilidad la carcomía por dentro provocando que intentara quitarse la vida más veces de las que era capaz de recordar. Nunca supo más de Caro o Stefan, ellos le escribieron a diario por tres meses, pero Alexandra nunca devolvió una carta, no podía, no quería ver el odio – totalmente justificado - de sus amigos reflejado en sus ojos, ella sabía que era la culpable de la muerte de Cristián por lo que era comprensible que sus amigos la culparan indirectamente, a pesar de que sus cartas eran todas de amor brindándole fuerza, pero la pequeña Alexandra sentía que nada, absolutamente nada, podía cambiar el hecho de que en el último momento, cuando él, su amor, más la necesitaba, ella había soltado su mano para huir en vez de quedarse, ayudarlo, tratar de sacarlo de allí aunque hubiese tenido que morir en el intento, pues sabía que de haber sido ella la que hubiese estado dentro del vehículo, Cristián jamás la hubiese abandonado.
La preocupación de sus padres aumentó al borde de la locura, ni siquiera su hermana pequeña la podía animar, para tratar de despejarse aceptó el hecho de que comenzara a estudiar en casa con profesores particulares, pero no le dio resultados hasta que el catorce de febrero, cuando se cumplieron cuatro meses de la muerte de Cristián intentó matarse a través de magia, era la primera vez que intentaba algo tan osado, así que sus padres la internaron en un psiquiátrico temiendo que pudiera cometer cualquier locura. La pequeña dentro de ese lugar no habló con nadie más que con sus profesores, pues no quería perder un año de estudio y como su locura era netamente referente a suicidarse, el hospital le permitió seguir con sus clases tratando de hacer que la pequeña se motivara por algo.

Finalmente en agosto Alexandra sale del psiquiátrico simulando estar recuperada, aunque por dentro sigue igual de deprimida que siempre, ahora sonríe, para mentir, toca guitarra, para olvidarse del mundo, es sociable, para que sus padres no sospeche, y quiere volver al colegio, para alejarse de entorno sobre protector en el cual tiene que vivir día a día desde que ese maldito accidente.
Al principio sus padres estuvieron muy recelosos de dejarla volver el colegio, en parte porque Durmstrang ya no existía lo que les hacía tener que mandar a su bebita a miles de kilómetros de distancia a Inglaterra, pero la insistencia de Alexandra reclamando que había hecho TODO lo que le habían pedido y que ya estaba capacitada mentalmente para volver al colegio, sumado al hecho de que allí estaría Caro, Stefan y su adorado primo Nikolai, provocó que sus padres finalmente aceptaran teniendo que hablar con la directora de Hogwarts en persona para que pudiera aceptar a su hija entrar al colegio la segunda semana de octubre y no en septiembre como debió haber sido, sin embargo el hecho de que estuviera en hospital psiquiátrico por casi un año provocó que la muchacha fuera ingresada a quinto año y no a sexto, como debería haber sido por su edad.
¿Qué pasará cuando se reencuentre con sus amigos? ¿Qué les dirá? ¿Podrá soportar verlos a los ojos y seguir mintiendo? ¿Podrá soportar estar en la Torre de Astronomía y no lanzarse al vacío? ¿Podrá dejar de sentirse culpable? En definitiva ¿Podrá aprender a vivir sin Cristián?

FAMILIARES:
- Dimitri Udinov: Padre, Ruso, sangre pura, rico.
- Amelié Etienne: Madre, francesa, sangre pura.
- Annya Udinov: Hermana peqeña de once años.
- Nikolai Udinov: Primo, la luz de sus ojos, su protector... su angel guardián.
- Aramis Udinov: Tía política.
- August Udinov ; Tío hermano de su padre.

OTROS DATOS DE INTERÉS.

NIVEL ECONÓMICO:
Alto, jamás le ha faltado nada y de seguro jamás le faltará.

GUSTOS:
Solía tener muchos, pero en estos momentos ya nada la motiva.
{Gustos pasados}
-El helado de chocolate
-Las rosas rojas
-Volar en su escoba
-Tocar su guitarra
-Cantar
-Estudiar
-Las chaquetas de cuero
-La lluvia
-Los retos

ODIOS:
A Ella misma.
-Los vehículos
-El mundo muggle
-El fuego
-Las personas alcohólicas
-Los obsesionados por la sangre pura
-Así misma por el hecho de no poder salvar a Cristián
-La sobre protección que le dan sus padres.

MANÍAS:
Querer tirarse de la Torre de Astronomía cada vez que está sola ¿sirve?
-Morderse el labio inferior cada ves que se siente confundida
-Rodar los ojos cuando encuentra algo estúpido
-Comerse las uñas cuando se encuentra nerviosa
-pisar fuertemente el suelo cuando esta enojada
-Tartamudear cuando no sabe que decir

BOGGART:
Cristián culpándola por su muerte.

VARITA:
Madera de Álamo, centro de pluma de fénix, 30 centímetros, rígida.

CURIOSIDADES:
Patronus:
Ruiseñor.

Oesed:
Ella junto a Cristián otra vez.

Escoba:
No tiene., después del accidente sus padres decidieron quitarle su escoba por miendo a que pudiera cometer una locura, una pena para el quidditch, pues Alexandra era una de las mejores golpeadoras de Durmstrang.

Mascota:
Solía tener un tigre de vengala bebe, amaestrado por su puesto, pero ya nada le interesa, lo alimeta y conversa con él de vez en cuando pero ya no le presta atención como antes, lo mismo ocurre con su lechuza, Nefi, ya casi ni la usa.

Peor Recuerdo:
El día en el que soltó la mano de Cristián para salvar su vida mientras que el amor de su vida ardía en llamas. [/center]

OTROS DATOS:
-Mantiene pesadillas del accidente.

-Siempre lleva puesta en su cuello la Bufanda favorita de Cristián que le regalo antes del accidente.

-Después del accidente toma diariamente pastillas, que la dejan drogada para mantenerla calmada por si se le pasa por su mente cometer algún daño fisco hacia ella misma.

-Tiene escrito en un cuaderno miles de frases para saber que decir cuando se reencuentre con Nikolai, Stefan y Caroline, estas frases se la a memorizado durante meses para estar preparada para el momento.





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar
registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] What are you waiting for? Alex's Relationships. [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Nicolai, gracias por ser mi luz en medio de la oscuridad.
Y por hacerme encontrar la calma en medio de la tempestad.
Te Adoro, mi ángel Guardián.
avatar
Alexandra Udinov
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 81
Puntos de Canje : 35751
Fecha de inscripción : 16/05/2011
Localización : En todas partes menos donde debería.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.