Haydee Selwynn

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Haydee Selwynn

Mensaje por Haydee Z. Selwynn el Mar Ago 30, 2011 8:38 am


DATOS BÁSICOS.
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
NOMBRE COMPLETO:
Haydee Zenobia Selwynn
APODOS:
Hay.
EDAD:
17 años
HABILIDAD O TIPO DE MAGO:
Ninguna
TIPO DE SANGRE:
Hija de Muggles | Adoptada por una familia de Sangre Pura
ORIENTACIÓN SEXUAL:
Heterosexual
NACIONALIDAD:
Rumana
CASA:
Hufflepuff
OCUPACIÓN/CLUB:
Ninguno

DATOS DESCRIPTIVOS.

DESCRIPCIÓN FÍSICA:
Su cabello es rubio, ondulado y lo lleva de un largo hasta la mitad de la espalda, jamás le ha gustado llevarlo más largo que eso. Cuando era niña solían cortárselo apenas debajo del mentón, era una niña muy juguetona y siempre andaba corriendo y ensuciándose, por lo que preferían que el cabello no le estorbara demasiado durante sus juegos. Le cuesta peinarlo, más que nada por que lo poco que tiene de ondulado, se va con el cepillado; no gusta demasiado de recogerlo, casi siempre lo deja suelto, cayendo y dando una apariencia de cascada sobre su espalda, ya que lo lleva en capas para acentuar las ondas.

De ojos avellanados, prominentes y de color azul, son lo que Haydee considera como el mejor de sus atributos físicos. Ya que a pesar de que no tienen nada fuera de lo común, los considera como el único rasgo que le dejaría saber a alguien si miente o no. A pesar de que naturalmente son lo que más resalta en su rostro, no le gusta enfatizarlos con maquillaje, si acaso solo le gusta usar un poco de rímel para realzar sus pestañas, no es muy fanática del maquillaje en general.

Posee unas facciones muy simples y comunes, el aire de inocencia que su expresión neutral le da a su rostro es lo que hace que parezca sobresalir. Sus pómulos resaltan un poco en su estructura facial, y cuando sonríe, estos dejan ver la forma avellanada y prominente de sus ojos azules. Sus labios son un poco delgados, pero sonrosados de forma natural, solo procura protegerlos con algo de bálsamo, pero no les agrega color si puede evitarlo. Al dormir parece que tiene una sonrisa en sus labios, muy tenue casi imperceptible, justo como cuando tiene expresión neutral, pero casi nadie lo nota cuando la ven despierta.

Haydee es de estatura baja a la media, para poder abrazar a sus amigos varones, tanto de su edad como más grandes, necesita pararse de puntas. Tiene una figura delgada y por lo demás estilizada, de buenas proporciones para alguien de su estatura, aun cuando ella se niega a verlo, su estatura, curvas femeninas y rostro inocente resultan bastante atractivos para sus compañeros. Por lo mismo que cree que su cuerpo no tiene nada fuera de los estándares de las mujeres inglesas. Le da lo mismo ponerse cualquier tipo de ropa, finalmente “Usa la que le queda”


DESCRIPCIÓN PSICOLÓGICA:
Haydee tiene una personalidad que coincide bastante tanto con su signo del zodiaco, como con los significados de sus nombres. Es una chica muy cariñosa, atenta y que piensa mucho en la gente que quiere y que la rodea y en la mayoría de las cosas que emprende, no suele tomar la iniciativa, siempre alguien tiene que darle un pequeño empujoncito para que comience a pelear por lo que quiere. Es fácil encariñarse con ella, ya sea por que por lo general es de lo más paciente, por que se deja querer, por que sabe escuchar o simplemente por que es una persona que siempre esta dispuesta a perdonar. Tiende a pensar que cuando alguien la engaña, es culpa de ella, que posiblemente hizo algo mal o que dijo algo que no debió haber mencionado para nada.

No suele ser muy directa conforme a sus sentimientos, al menos no con palabras, ella es más una persona que demuestra lo que siente con actos, aunque por lo mismo resulta que a veces es muy impredecible e impulsiva. Es algo inquieta, no le gusta estar en un solo lugar sin hacer algo por un tiempo prolongado de tiempo. Es poco organizada y a veces se le pierden las cosas por lo mismo que nunca recuerda donde las deja.

Sabe guardar los secretos como si de una tumba se tratara, aunque por lo general no le agrada demasiado que le cuenten intimidades o cosas que se supone que nadie debe saber, es por demás confiable, pero no le gusta que la gente alrededor suyo no lo sea y que aparte de todo sean irresponsables con cuestiones importantes. Es muy cumplida y es capaz de quedarse despierta toda la noche con tan de cumplir una promesa o simplemente los deberes de la escuela. Es una amiga excelente, pero no ve el potencial que tiene como posible novia.

Es muy emocional y sensitiva, pero casi no llora y cuando lo hace no le gusta que le vean, cuando llorar y luego esconderse no es una opción, deja que la vean llorando, pero no deja ni que su expresión ni su voz se alteren cuando lo hace, no es de las personas que sollocen, simplemente llora en silencio. Como se limita demasiado a la hora de expresarse, le cuesta mucho trabajo aceptar sus sentimientos negativos, aparte de todo por que detesta que sus amigos estén encima de ella intentando reconfortarla, por lo que muchas veces prefiere mentir a dejar que se preocupen por ella ya que en parte siente que no lo merece.

A pesar de que ella prefiere perdonar que cargarse rencores, no le gusta que le pidan perdón, no le gusta que le rueguen y no le gusta que la adulen para conseguir el perdón de Haydee, lo mejor que se puede hacer con ella es dejar pasar el tiempo y ver como reacciona ella. Le cuesta ver las intenciones de las personas, por lo que le desagrada la gente que se va por las ramas y no le dice nunca nada concreto. Es algo pasiva en sus relaciones, prefiere que otra persona haga planes o que en determinado momento decidan por ella, pero eso no significa que se deje mangonear ni que deje que otros la controlen.


ANTECEDENTES.

HISTORIA:
La historia puede comenzar del modo convencional. Un hombre conoce a una mujer, se enamoran, se casan, y planean una familia. Bueno, aquí es donde las cosas se vienen abajo. Comencemos desde el que se puede decir es el inicio.

Georgina Bates era una joven sin mayor preocupación en su vida, que se la pasaba de trotamundos, viviendo de los derechos de una vieja canción compuesta por su padre, en realidad todo le tenía sin cuidado, hasta que un muchacho, Benjamin Dawson se cruzó en su camino, rubio, con el cabello repleto de rizos y una mirada bastante expresiva. Se conocieron en Rumania, un lugar imponente y hermoso a su manera poco común. El también andaba de mochilero y luego de conocer a Georgina, se escapó con ella a conocer el mundo. Tras un par de años de vagar juntos, deciden establecerse en el lugar en el que se conocieron; Rumania.

Al año de casados, por que se casaron con la esperanza de tener una linda vida familiar, llegó a sus vidas una linda bebé, idéntica a su padre, que llevaría los nombres de Haydee y Zenobia, Haydee por que de verdad era una niña que crecería siendo muy amada y Zenobia por que…era igual de bonita que la Zenobia de Anne Rice. La niña recibió mucho amor por parte de sus padres, hasta que cumplió tres años…

Era un día común y corriente en la familia Dawson. Todo iba perfecto en la parrillada familiar, Haydee jugaba sola en el jardín mientras sus padres y sus amigos platicaban y asaban carne. Haydee se acercó a ver el azadón, la carne y la parrilla caliente se le fueron encima, sus padres no hicieron otra cosa que mirar horrorizados lo que había ocurrido ¿Y que fue eso? ¿La niña se quemó? No, la parrilla y la carne giraban en el aire, sobre la cabeza de Haydee que estiraba los brazos intentando alcanzar una u otra cosa. De inmediato y sin pensarlo, los amigos de los Dawson salieron huyendo, y en ese momento, esa carita dulce y tierna que lucía con la boca machada con chocolate fue el centro de todo el resentimiento de sus padres. Decidieron que las cosas eran distintas, comenzaron a echarse la culpa el uno al otro, y siendo jóvenes tomaron lo que creyeron que fue la mejor decisión…Haydee fue a dar a un orfanato, y ni siquiera en Rumania, si no en Alemania.

Haydee creció de forma solitaria, algunos niños le tenían miedo, otros, curiosidad, pero lo cierto fue que nadie se acercó a ella de forma amable para conocerla. Cuando cumplió cinco años, una familia llegó al orfanato, el niño tendría apenas uno o dos años más que ella, su nombre era Uriell. Pronto hicieron buenas migas por que vieron que podían hacer cosas similares. La familia pidió algo de paciencia al orfanato, para impedir que alguien se llevara a Haydee. Pasarían apenas meses antes de que un hombre que lucía bastante joven y con un rostro amable, llegara al orfanato para llevársela con el. La niña lo miró entre agradecida y asustada, pero la sonrisa del hombre llamado Abraham logró tranquilizarla lo suficiente como para que se quedara dormida entre sus brazos. Al despertar, se sintió muy alegre cuando Uriell fue lo primero que vio y supo que al fin tenía un verdadero hogar.

Con el tiempo que pasaba, Haydee comenzó a tener pesadillas, en las que estaban sus verdaderos padres, las pociones ya no ayudaban, y la niña comenzaba a enfermarse. Nada parecía poder ayudarla y de esa manera, lo cierto era que no duraría demasiado. Abraham y Lucinda, su esposa y ahora madre de Haydee, buscaron múltiples soluciones, todas parecían fallar, y a pesar de que no querían dejar a la niña sin recuerdos, todo lo que pudieron hacer era un encantamiento de amnesia. ¡Santo Remedio! A pesar de la tristeza de no poder recordar nada, Haydee lucia muy contenta, ya pronto comenzaron a implantarle memorias falsas, durante sus sueños, y así ella creía, con mucho bienestar, que estaba recuperando una memoria, que para empezar nunca existió. A Uriell y su familia les prohibieron decirle a Haydee que era lo que había pasado y ella siguió creciendo, pensando en Abraham y Lucinda como sus padres desde la concepción.

A los 6 años y medio llegó una personita muy especial a su vida, un bebé de apenas un año de nacido, con una mata de cabello castaño y unos ojos risueños que le robaron el corazón por completo. Su padre le explicó que en el hospital de magos en Alemania; Erudito Agripa, una mujer había tenido un parto complicado, en el que habían nacido gemelos, pero desafortunadamente, uno de los niños y la madre de ambos, murieron luego del parto y Bernie, el niño, había ido a parar a un orfanato. El pequeño sobreviviente, pasó a formar parte de la familia de Abraham Selwyn, como su hijo y como el hermano pequeño de Haydee. Al crecer, Bernie supuso por si mismo que no era hijo natural de Abraham y Lucinda, tanto por el apellido, como por el hecho de que no se parecía en nada a ellos, rubios y con ojos azules y verdes, que fácilmente explicarían el por que Haydee tenía tanta expresividad y belleza en los suyos. Ambos continuaron creciendo, junto a sus amigos; Uriell y su prima Evy. A pesar de que Abraham y los padres de Uriell juraban y perjuraban que algún día, ambos iban a terminar loquitos el uno por el otro, jamás ocurrió, ya fuera por que Uriell estaba demasiado pendiente de Evy o por que Haydee en realidad no ponía demasiada atención.

Haydee creció siendo muy unida a Uriell y su familia, a pesar de que no recordaba que habían ido a aquel orfanato y que habían sido las primeras personas en mucho tiempo que la trataban con cariño y atenciones, una memoria falsa le decía a Haydee que los conocía desde el nacimiento de Evy, ya que sus familias habían sido amigas de tiempo atrás y simplemente Uriell y ella habían hecho buenas migas en el cumpleaños 7 de el niño.

Finalmente a Uriell le toca ir a Hogwarts, dejando atrás a su amiguita Haydee, quien se queda algo triste por no poder ir con el. Uriell le escribe todas las semanas, contándole lo grande que es el castillo, las clases, todo…solo que olvidó el pequeño detalle de la selección.
Cuando finalmente fue el turno de la niña, Uriell le dijo que el había quedado en Slytherin, y que con algo de suerte, ella asistiría a la misma casa que el…pues no, no hubo ni un poco, por que el Sombrero Seleccionador apenas tocó la cabeza de la niña cuando gritó “Hufflepuff” Fue un año de incertidumbre y miedo, de alguna forma, Haydee tenía muchos complejos, era muy tímida y siempre se sonrojaba cuando alguien le hablaba, aún si fuera por las cosas más nimias del mundo.

Su familia intentó solucionar aquello con clases de expresión artística, actuación y cosas parecidas. Haydee no demostró mucho entusiasmo por ninguna aparte del canto. Los instrumentos no le llamaron demasiado la atención, pero por mera curiosidad, aprendió a tocar el piano. A pesar de que eso le dio algo más de soltura a la hora de expresarse con el resto de las personas, aún seguía siendo una chica tímida y algo callada.
En su cuarto año, Haydee era muy distraída, era una niña bien aplicada en clases, nada reclamaba más su atención que eso: Clases, deberes, la familia…y listo, ni más ni menos de que preocuparse, probablemente pasaba desapercibida, pero por que no se prestaba para conocer gente nueva. En aquel entonces, tener que usar gafas no era ningún problema, se recogía el cabello apenas se levantaba, y su ropa le quedaba varias tallas más grandes, una niña en plenos cambios corporales y emocionales que se negaba…o que al menos se sentía avergonzada por ellos. Aparte de Uriell, nadie más le llamaba la atención de ningún modo, y se puede decir que Jeremiah Porter, un chico al que Haydee conoció en clases de actuación, solo se esforzaba de manera lastimosa por llamar la atención de la rubia.

Quizá fueran jóvenes y quizá sus padres temieran lo peor de aquel caso, pero el punto es que de la noche a la mañana, Uriell y Haydee decidieron casarse. Si, pero por motivos que ninguna de las dos familias parece comprender. El aprecio que ambos sentían por la prima de Uriell, era lo que los estaba orillando a cometer aquella locura. Ya que desde pequeños había sido más que obvio para todos que se querían como si fueran hermanos. Para alivio, quizá, por parte de sus padres, una joven fue a meterse entre ambos: Helaine Choiseul, guapa, muy coqueta, y también el error de Uriell. De alguna forma, aquello le sirvió de excusa a Haydee para decirle a Uriell de antemano que las cosas no iban a funcionar así. El se quedó con la falsa idea de que Haydee había comenzado a tener sentimientos por el y que se sentía dolida por su engaño…nunca supo que en realidad Haydee también se sentía aliviada.

El verano antes de volver al 5° año en Hogwarts, quizá la atracción que Jeremiah sentía por Haydee y que la familia de la misma calificaba de tierna, no lo era tanto…ni tampoco sana. Al estar cerca de el, ella tan solo podía sentirse con miedo, algo pendiente de que hubiera más personas cerca, estar sola con el era su peor temor por aquellos días, a pesar de que el simpatizaba con sus padres y con sus amigos. Pronto, tanto a ella como a Uriell y su amiga, un año más joven que ella, Howie, les llegó la noticia de que los padres de Jeremiah estarían fuera, y que el planeaba hacer una fiesta. Los padres de los jóvenes estaban enterados solo a medias de lo que ocurría, y confiados, dejaron ir a los chicos. De más está decir que hubo bebida en la nombrada fiesta, Haydee no planeaba tomar, el olor a Whisky de fuego la mareaba un poco, desde que más pequeña, rompió la botella de su abuelo, junto con su hermanito Bernie y casi se asfixian con el olor. Uriell no bebía, y Howard se limitaba a tomar jugo de naranja, ella agarró valor simplemente por que la retaron, una decisión muy poco inteligente, puesto que había un par de ojos que no miraban otra cosa que no fuera ella. Mareada, y con la sensación de que todo daba vueltas, Haydee se recostó en un sillón por un par de minutos…que fueron suficientes para Jeremiah como para llevarla a la habitación más cercana y comenzar a llevar a cabo los funestos planes que su retorcida mente empezó a crearse tan pronto como la pequeña figura de Haydee comenzó a ser la de una mujer. Uriell no lo pensó dos veces antes de ir a buscarlos, logró quitárselo de encima a Haydee antes de que fuera muy tarde, ella estaba tan profundamente dormida que ni se dio cuenta de que Jeremiah le dio una paliza a Uriell y que Howard se metió para cuidarla en cuanto escuchó el ajetreo de la pelea. No pudo hacer otra cosa que llorar de la rabia cuando se enteró de lo que Jeremiah estuvo a punto de hacerle. A partir de entonces, dejó de tomar a la ligera los sentimientos enfermizos de Jeremiah hacia ella…y nunca volvió a beber.

FAMILIARES:
Abraham Merovich Selwynn. 46 Años. Sanador|Traductor. Su Padre, tanto antes de perder la memoria, como después, por supuesto, es la persona a la que más cariño le tiene, es un hombre de principios, educado y todo un caballero, se dedica a escribir y hacer traducciones para ganarse la vida. Sorprendentemente es su profesión como Sanador la que toma como Hobbie. Desde muy joven, cuando Haydee era una niña, se dedicaba a leerle algunas cosas que el mismo escribía para que ella pudiera dormir. A pesar de que Haydee adora a Lucinda, la que vendría siendo su madre, su relación no es tan estrecha como la que tiene con su padre, quien la conoce mejor que nadie, aún cuando no la vio desde que había nacido, y la adora y protege de cualquier posible cosa que represente un peligro para ella. Haydee gusta de llevarle la contraria en algunas cosas, pero en general es una joven muy integra, justo como Abraham la educó.

Lucinda Bertha Ericsson. 45 años. Auror. Su madre, aún cuando ella y Lucinda no son confidentes, como lo es Haydee con su padre, comparten muchos momentos juntas y Haydee agradece mucho tenerla como parte de su familia, es una mujer amorosa y que consiente demasiado a sus dos hijos. No se le da mucho cocinar, pero hace sus mejores esfuerzos para mantener contenta a la familia y por supuesto, es una mujer de familia, entre más tiempo pueda pasar con todos, es mucho mejor para ella.

Bernie McMoore. 9 años. Su hermanito. El centro de la atención de la rubia desde que Abraham lo llevó en brazos a casa, es un niño de mirada risueña y modales…no tan impecables, pero muy dulce y en general cariñoso con su hermana, cuando nadie lo ve. Es muy celoso con ella, más que nada por que no le gusta compartir su atención con nadie, pero no le gusta aceptarlo por que entonces ella sabría que la admira y ya no tendría nada de divertido el pelearse con ella. Es un niño tremendo y al que le encanta hacer travesuras todo el tiempo. Asiduo a la lectura, aún cuando tampoco le agrada que lo noten.

Theodore Ericsson. 85 Años. Pianista. El abuelo materno de Haydee y Bernie, aún cuando ni uno ni otro son de su sangre, a ambos los trató como los mayores regalos que la vida pudiera otorgarle como abuelo. Haydee era muy parecida a su madre y Bernie, igual de travieso que el cuando era un niño pequeño. Muy apegado a Haydee por la dulzura que la chica derrocha al estar con el, a diferencia del termino anglosajón de “El abuelo” a Haydee le gusta referirse a el como “Mi abuelito”. Solía cuidar a los niños cuando Abraham y Lucinda salían de viaje o por cuestiones de trabajo llegaban más tarde a casa. Durante las cenas elegantes, a las que Theodore suele llevar a Haydee, a la rubia le encanta bailar con su abuelo. Así como adora a su abuelo, amaba pasar tiempo con su difunta abuela, Lisa Anne-Marie, quien no solo hacía galletas excelentes, sino que también gustaba de disfrazarse para jugar con su nieta.


OTROS DATOS DE INTERÉS.

NIVEL ECONÓMICO:
Medio-Alto. Sus padres son ambos de sangre pura y por cuestiones de herencia, legada antes de las adopciones de Haydee y Bernie, su familia tiene buenas condiciones económicas.

GUSTOS:

► Hacer dibujos en sus libros que hagan referencia a los temas, así, se le hace menos pesado estudiar.
► Tocar el piano en reuniones familiares y también cantar. Muchos familiares piensan que luce adorable, tímida y al mismo tiempo luchando por hacerse oír.
► Cuando alguien expresa admiración por su belleza del modo adecuado, detesta las vulgaridades y es capaz de llegar a golpear a quien quiera que termine por ofenderla.
► Dibujar en sus tiempos libres y pedirle su opinión a su abuelito Theodore. El mismo le enseña tácticas para dibujar mejor aunque sabe que la verdadera vocación artística de su nieta es la música
► El Rock Alternativo y la música poco conocida, el único cantante de pop cuya música agrada a Haydee en extremo es “El rey del Pop”
► Los perfumes suaves, con olor a hierbabuena o a frutas silvestres.
► Las películas de romance, aunque puedan ser algo bobas, siempre es mejor la comedia romántica, siendo su película favorita: “El Diario de Bridget Jones”
► Retomando sus gustos músicales y citándola: “¡Vamos! Honestamente no sabría que hacer con mi vida si jamás hubiera existido U2”. Es Fan de la banda desde que comenzó a hablar.
► Pasar tiempo con Howard y pelear con ella respecto a su gusto tan malo en hombres, claro que Howard le regresa el reproche más que bien preparada.
► Bañarse a la noche, ya que así consigue relajarse y dormir toda la noche de corrido.
► El aroma a chocolate que el cabello de Lucinda despide, por ello, en casa, cuando no esta pegada a su padre Abraham, se la pasa abrazada a su madre, oliendo su cabello rubio.
► Las Rosas de Banks y las Margaritas amarillas, las rosas de Banks por que cuando niña, al ver a Lucinda peinándose frente a un balcón adornado con estas rosas, le pidió a Abraham que pusieran rosas idénticas en su ventanal y las margaritas por una serie de televisión en la que hacen mucha referencia a esas flores, la serie logró ganarse el cariño de la rubia por la complejidad emocional de la trama.

ODIOS:

► Los Jugos de cítricos sin azúcar, los odia desde que su abuelo Theodore le dio a probar una limonada de agua mineral que no tenía nada de dulce, cuando era niña.
► Los poemas rebuscados y que tienen muchas rimas, prefiere los simples, como los que escribía Walt Whitman, su poeta favorito
► Los relojes muggles, al menos los que venden puesto que siempre terminan por irritarle la piel de las muñecas, y como saben (Si es que leyeron) ella se dedica a hacer su propia joyeria
► Hablar de superficialidades (Chicos, tendencias, moda…) con sus amigas, ya es difícil ser mujer como para también tener que compartir la desgracia de otras
► El día de San Valentín, no precisamente por que haya mucha gente alrededor suyo besuqueándose unos con otros, si no por el uso tan comercial que le dan a una fecha que se supone que sea romántica
► La música pop, carente de sentido y sentimientos de verdad.
► Cualquier tipo de alcohol, desde aquella mala experiencia en la fiesta de Jeremiah, no quiere volver a beberlo mientras esté con vida.
► Que los Dj’s hagan pésimas mezclas con canciones que por sí solas son excelentes.

MANÍAS:

► Jugar con su cabello cuando se siente nerviosa.
► Mover los pies cuando se siente ansiosa.
► Comer chocolates en esos días malos del mes.

BOGGART:
Se convierte en una habitación repleta de vidrios rotos y un pasillo muy estrecho repleto de agujas, arpones y más vidrios que le cortan el paso o que se lo limitan.

VARITA:
Veneno de Mantícora. Este extraño ser con grandiosos poderes sobre el fuego, brinda a la varita una gran habilidad en hechizos Elementales. Palo de Rosa, 37 Centímetros.

CURIOSIDADES

Alergias: Las pasas, los bezoars sin procesar, el veneno de acromantula, los cabellos de Demiguise y varios otros ingredientes para preparar pociones.
Patronus: Zorro Fennec.
Oesed: Vería en el espejo a otra persona, tomándola de la mano. Un hombre sin rostro. Alguien que la ame.
Amortentia: Para Haydee huele a vainilla, colonia de cacao y tierra mojada.

► Nunca ha sido capaz de decirle a alguien que le quiere, a excepción de Abraham, quien aparte de su afecto, tiene su respeto y su confianza.
► No le gusta demasiado la clase de hombres que su amiga Howard persigue, casi siempre suelen ser patanes
► De forma curiosa, tiene mucho parecido físico con su madre adoptiva Lucinda.
► La única pieza de joyería que no hizo ella misma es un dije de oro que siempre usa, oculto a las vistas ajenas y que su abuelo también tiene, como una especie de alianza entre ambos, siempre que Haydee se siente demasiado perdida, acude a su abuelo Theodore
► Tiene una colección bastante grande de discos de vinil y su propio tocadiscos de color dorado que tiene grabadas sus iníciales a un costado de la caja
► Tiene ganas de recorrer el mundo cuando termine el colegio, aunque su padre se muestra bastante reacio a dejarla ir en algún momento.


Última edición por Haydee Z. Selwynn el Mar Ago 30, 2011 11:46 am, editado 1 vez
avatar
Haydee Z. Selwynn

Mensajes : 10
Puntos de Canje : 34156
Fecha de inscripción : 30/08/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Haydee Selwynn

Mensaje por Septimus S. Prince* el Mar Ago 30, 2011 11:39 am

Ficha Aceptada
Bienvenida
avatar
Septimus S. Prince*

Mensajes : 77
Puntos de Canje : 34267
Fecha de inscripción : 24/08/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.